Esto también pasará

Esto también pasará

 

 

Esto también pasará

 

Hola

¿Cómo estás?

 

Te saludo con mucho cariño esperando te encuentres de lo mejor; sé que no siempre se está con el mejor de los ánimos, pues hay situaciones que acontecen que amenazan con robar la paz y perturban el corazón; trata de que no sea así, ten la seguridad que tarde o temprano se acabará y esto también pasará.

 

Ayer hable con una amiga muy querida que me decía “Es lo que nos gusta”. Hablábamos de que ambos hemos hecho cosas que nos gustan hacer, pero no siempre ha sido así. En muchas ocasiones se tienen que hacer tareas que no son agradables y que parecen tener no tener sentido para nuestro propósito personal, pero créeme todo ocurre por algo y siempre es para bien tuyo.

 

¿Piensas que haces algo que no te gusta y que eso te hace sentir en gran frustración?

 

Recuerda que cuando un niño está enfermo tienen que llevarlo al médico, tomar medicamentos, recibir inyecciones, cambiar una dieta e incluso realizar una rehabilitación, hacer cosas que no le gustan y a las que no les encuentra sentido, más sus padres saben que es por su bien, aunque el niño llora, trata de negociar e incluso se niega determinantemente hacerlo, sus padres actuarán, lo obligarán, le impondrán e incluso amenazarán o chantajearán con promesas y regalos para que él siga el tratamiento que el doctor ha prescrito.

 

 

Los padres saben que siguiendo el tratamiento el mal rato pasará y le hará bien a su hijo, porque el niño recuperará la salud.

 

 

Esto también pasará

 

Si en vez de quejarte por lo que haces y que no te gusta hacer tomas una actitud de asombro o descubrimiento; sacarás mejor provecho de lo que de todos modos tienes que hacer.

 

Fue después de muchos años que entendí porque hice tantas cosas que no me gustaban hacer y que hoy son de gran bendición a mi vida, pues estas tareas contribuyeron a desarrollar habilidades, o bien me ayudaron a forjar disciplina, carácter y tenacidad.

 

Si leíste bien Te-na-ci-dad; porque esta palabra se escucha más amigable y hasta bonita. Son pues las diversas situaciones que se presentan y a las que les hacemos frente las que escupen nuestra persona, desde luego que el escultor es DIOS, pero ÉL se vale de algunas herramientas para llevar acabo la obra; una de sus herramientas se llama “circunstancias” y utiliza “la vida” para forjar la obra maestra…. O sea TU

 

Voy a compartirte una historia llamada “Estoy también pasará”

 

 

Esto también pasará

 

Hubo una vez un rey que dijo a los sabios de la corte:

– Me estoy fabricando un precioso anillo. He conseguido uno de los mejores diamantes posibles. Quiero guardar oculto dentro del anillo algún mensaje que pueda ayudarme en momentos de desesperación total, y que ayude a mis herederos, y a los herederos de mis herederos, para siempre. Tiene que ser un mensaje pequeño, de manera que quepa debajo del diamante del anillo.
Todos quienes escucharon eran sabios, grandes eruditos; podrían haber escrito grandes tratados, pero darle un mensaje de no más de dos o tres palabras que le pudieran ayudar en momentos de desesperación total…

Pensaron, buscaron en sus libros, pero no podían encontrar nada.

 

El rey tenía un anciano sirviente que también había sido sirviente de su padre. La madre del rey murió pronto y este sirviente cuidó de él, por tanto, lo trataba como si fuera de la familia. El rey sentía un inmenso respeto por el anciano, de modo que también lo consultó. Y éste le dijo:

 

– No soy un sabio, ni un erudito, ni un académico, pero conozco el mensaje. Durante mi larga vida en palacio, me he encontrado con todo tipo de gente, y en una ocasión me encontré con un profeta, hombre de DIOS. Era invitado de tu padre y yo estuve a su servicio. Cuando se iba, como gesto de agradecimiento, me dio este mensaje

 

–El anciano lo escribió en un diminuto papel, lo dobló y se lo dio al rey-. Pero no lo leas –le dijo- mantenlo escondido en el anillo. Ábrelo sólo cuando todo lo demás haya fracasado, cuando no encuentres salida a la situación-

 

Ese momento no tardó en llegar. El país fue invadido y el rey perdió el reino. Estaba huyendo en su caballo para salvar la vida y sus enemigos lo perseguían. Estaba solo y los perseguidores eran numerosos. Llegó a un lugar donde el camino se acababa, no había salida: enfrente había un precipicio y un profundo valle; caer por él sería el fin. Y no podía volver porque el enemigo le cerraba el camino. Ya podía escuchar el trotar de los caballos. No podía seguir hacia delante y no había ningún otro camino…

 

De repente, se acordó del anillo. Lo abrió, sacó el papel y allí encontró un pequeño mensaje tremendamente valioso:

Simplemente decía “ESTO TAMBIEN PASARA”.

 

Mientras leía “esto también pasará” sintió que se cernía sobre él un gran silencio. Los enemigos que le perseguían debían haberse perdido en el bosque, o debían haberse equivocado de camino, pero lo cierto es que poco a poco dejó de escuchar el trote de los caballos.

 

El rey se sentía profundamente agradecido al sirviente y al profeta desconocido, hombre de DIOS. Aquellas palabras habían resultado milagrosas. Dobló el papel, volvió a ponerlo en el anillo, reunió a sus ejércitos y reconquistó el reino. Y el día que entraba de nuevo victorioso en la capital hubo una gran celebración con música, bailes… y él se sentía muy orgulloso de sí mismo.

El anciano estaba a su lado en el carro y le dijo:

 

-Este momento también es adecuado: vuelve a mirar el mensaje.

 

-¿Qué quieres decir? –Preguntó el rey-. Ahora estoy victorioso, la gente celebra mi vuelta, no estoy desesperado, no me encuentro en una situación sin salida.

 

-Escucha –dijo el anciano-: este mensaje no es sólo para situaciones desesperadas; también es para situaciones placenteras. No es sólo para cuando estás derrotado; también es para cuando te sientes victorioso. No es sólo para cuando eres el último; también es para cuando eres el primero.

 

El rey abrió el anillo y leyó el mensaje: “Esto también pasará”, y nuevamente sintió la misma paz, el mismo silencio, en medio de la muchedumbre que celebraba y bailaba, pero el orgullo, el ego, había desaparecido. El rey pudo terminar de comprender el mensaje. Él había comprendido.

 

Entonces el anciano le dijo:

 

-Recuerda que todo pasa. Ninguna cosa ni ninguna emoción son permanentes. Como el día y la noche, hay momentos de alegría y momentos de tristeza. Acéptalos como parte de la vida porque son la naturaleza misma de las cosas.

 

Dios permitirá que pases momentos difíciles y de alegría, pero recuerda:

”El Señor siempre estará contigo”

 

 

 

Cuídate y se feliz, con una alegra sonrisa recibe un fuerte abrazo

 

DIOS te Ama y Bendice

 

Contigo Amorosamente

Miguel Angel

 

 

Me despido con una alegra sonrisa

Dándote un fuerte abrazoteeeeeee

 

 

DIOS Contigo

Siempre te Bendice

Porque te Ama Profundamente
Ámalo tu también

 

 

Consulta más artículos del Crecimiento Personal o bien ingresa a la lista completa de los artículos publicados actualmente en este link: http://contigolaunion.net/es/articulos/

 

Muchas gracias por estar con nosotros y ser parte de esta “Obra”; Nuestra Unión rendirá hermosos frutos en nuestras familias y sobre todo en nuestra vida.

.

¿Quieres más? Hay recientes recomendaciones Para Ti y varios temas de tu interés, entra al Calendario Editorial y elige tus temas favoritos, te invito a suscribirte para que recibas en la bandeja de tu email más artículos para mejorar tu calidad de vida.

 

Comparte esta información a tu lista de contactos; invítalos a apuntarse en el website para recibir artículos, reflexiones, vídeos, etc., en su bandeja de email.

 

Invita a tus conocidos a suscribirse. También puedes enviarles este enlace.

 

Para suscribirte y recibir estos artículos es muy sencillo ve al final en el pie de página hay un cuadro que pregunta ¿Quieres superarte? Ingresa email y listo. O bien puedes ir al Calendario Editorial y elegir los temas de y tu preferencia. Puedes consultar los recientes testimonios que han dado sobre Contigo La Union .net

 

Te agradezco que compartes esta intensión de un mundo mejor; sé que lo haces ¡Gracias por Sumarte y por contribuir a Superarse!

 

 

 

 

 

Esto también pasará

Esto es lo que están diciendo sobre nosotros….

 

El verdadero valor de la mujer

Audio

 

Muy hermoso
Gracias ?

Elsy

Damos Gracias a DIOS
21 años en Contigo La Unión

 

Buenos días mis oraciones para que sigan. Ayudando a más personas que cómo yo ocupan ayuda espiritual y psicológica. Dios los Bendiga por su hermosa labor. Y muchas gracias por tu apoyo.

Ivonne Figueroa

Como superar el pasado

Comentario del ebook

 

Me encanto el libro quede muy contenta es una de las mejores decisiones que he podido tomar; encontré la paz que necesitaba y me hizo reflexionar mucho y querer mejorar varias cosas que están mal yo se que con la ayuda de Miguel y de Dios todo sera mejor. 

. 

De verdad el libro me hizo reflexionar y querer cambiar el concepto del pasado, no juzgar a las personas que me hicieron daño y perdonar. 

 

Liberarme de ese pasado gracias por todo Miguel 

Angie de Jesús

Como tener un buen día

Comentario en el contenido

 

Mil gracias por este mensaje, no cabe duda que cada mensaje que recibo me va haciendo reflexionar y animarme para ser mejor cada día mil gracias Dios te llene de bendiciones siempre un abrazo.

 

Mayra

Mayra

 

 

Como superar el pasado

Testimonio del Ebook

Por Amor y Para Amar

Testimonio (Ebook) 

 

Hola mi estimado Miguel, ya comencé la lectura del libro que me haz enviado, voy en el primer capítulo, vaya que me hace comprender lo que es el AMOR en toda la extensión de la palabra, tú sabes por lo que estoy pasando y créeme que entre tantas otras cosas que hicieron explotar lo que siento, reconozco que si experimente esa falta de amor, ahora reconozco que Dios nos creo por amor porque somos, desde mi punto de vista, la única maravilla sobre la tierra, seres humanos conformados a la perfección (que nos vayamos deteriorando en el camino ya es otra cosa verdad) y todo lo que creo alrededor de nosotros, que más duda puede haber? 

 

Claro que somos amor en sí. 

 

Yo quiero amar de manera genuina a Dios y a mis semejantes, quiero amar y que me amen, quiero dejar de sentir lo que siento depresión y ansiedad, estoy dispuesta a seguir trabajando porque esto no es vida, he aprendido a valorar muchas cosas , me estaba perdiendo de vivir el amor en todo su esplendor, mendigué amor y ahora comprendo que si Dios no permitió que pasara es porque no era bueno para mi. 

 

Te comparto una experiencia: cuando pasa el camión recolector de la basura por mi casa vienen dos muchachos y cuando llego con mi bote al camión siempre nos regalan una sonrisa y un saludo cordial, cualquiera podría decir porque están felices? si están recogiendo basura, son un vivo ejemplo de hacer las cosas por amor… y esas cosas aveces no las vemos, esas pequeñas cosas¡¡¡ Y tienes razón cuando mencionas en tu libro si cada uno de nosotros pusiéramos el corazón en lo que hacemos el mundo sería diferente. 

 

Gracias infinitas Miguel por compartir y por escuchar. Que Dios te siga bendiciendo para que los que andamos perdidos te escuchemos con amor para ser mejores seres humanos. 

 

Mónica 

 

Mónica

 

Lee completo este y otros testimonios haciendo clic aquí

 

 

Algunos Testimonios de participantes en Seminarios del Programa de Crecimiento para Edificar el Alma

 

Programa de Crecimiento

Para Edificar el Alma

 

Seminario de Liberación – Testimonio

 

Doy Gracias primeramente a Dios por esta bella oportunidad de sentirme querida y en paz, y a todos ustedes por este bello trabajo que me dio paz y tranquilidad.

 

Que Dios los bendiga y les de mucha fuerza y salud para seguir adelante.

 

Gracias por todo

 

🙂

Rosa Ma. Garnica

Programa de Crecimiento

Para Edificar el Alma

 

Seminario del Amor – Testimonio

Este Seminario me pareció muy bueno e interesante, El Amor no es algo que puedo expresar muy abiertamente, más me propongo abrirme de par a par, darme sin reservas.

 

Comprendo ahora la importancia de Amar y descubrir que me impide Amar y poder expresarme y ser transparente.

 

Muchas bendiciones… Estuvo estupendo.

José Manuel Lujano

Programa de Crecimiento

Para Edificar el Alma

 

Seminario de la Palabra- Testimonio

 

 

Gracias, gracias por toda su entrega del equipo de La Unión, por ayudarnos a seguir creciendo y fortaleciendo nuestras almas y nuestro Ser, para ayudar a hacer un poco mejor a este mundo.

 

Gracias a Dios

Amada Tinajero

 

 

 

Ten presente que en este sitio se publican muchos artículos de apoyo para mejorar la calidad de vida, superar las adversidades, para crecer y ser mejores personas y para alimentar el alma.

 

 

Deja tu Huella… Comparte lo que piensas al respecto al final de la página en la sección de comentarios

 

 

Muchas gracias por estar y ser parte de esta “Obra”; Nuestra Unión rendirá hermosos frutos en nuestras familias y sobre todo en nuestra vida.

 

Te agradezco que participes esta intensión de un mundo mejor ¡Gracias por Sumarte y por contribuir a Superarse!

 

 

 

Me encanta que pienses en ayudar a los demás

¿Y si compartes esto con familiares y amigos?

¡Quizá pueda ser de gran ayuda!

 

 

Este mensaje puedes compartirlo a personas que requieren ser animadas, confortadas o bien, que pueden optar por un camino de crecimiento para superar las adversidades y mejorar su forma de vivir. Te agradezco mucho lo compartas y que pienses en ayudar a los demás.

 

 

¿Qué te gustaría hacer?

Ir al inicio Suscribe tu email Leer Testimonios Aprender  Como edifica tu Vida

 

 

¿Ya estamos conectados en las  redes sociales?

Facebook   I   Twiter   I   +Google   I   Linkelind

 

 

Esto también pasará
Esto también pasará

One Response

  • Que gran y buen contenido. Tuve la oportunidad de conocer parte de tu trabajo hace ya algunos años en un entrenamiento de coaching. Sin duda “Contigo la Unión” esta siendo fuente de mensaje para mucha gente que busca paz en su vida además de que se ve un continuo y constante crecimiento en el que se refleja pasión y entrega. MUCHAS GRACIAS¡¡¡

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *